La Comisión Europea, a traves de un comunicado firmado por Erkki Liikanen, Comisario Europeo para la Empresa y la Sociedad de la Información, exige a los políticos que hagan más para estimular la inversión en las Tecnologías de la información y las comunicaciones (TIC). El comunicado subraya cuatro áreas principales donde se requieren acciones políticas para mejorar el uso eficaz de las TIC y eliminar las barreras que frenan las nuevas inversiones. Estas prioridades serán las siguientes: afrontar los retos normativos que sigan pendientes, ampliar la cobertura de la banda ancha en las zonas más desfavorecidas, fomentar la demanda de banda ancha e introducir las comunicaciones móviles de tercera generación.

El comunicado, 'Conexión de alta velocidad en Europa: nuevos descubrimientos en el sector de las comunicaciones electrónicas', destaca que la perspectiva económica para el sector de las TIC ha mejorado en los últimos meses, tras el empeoramiento del año 2000. Sin embargo, la Comisión recuerda que la creación de un entorno favorable para la extensión de las TIC es responsabilidad de los políticos.

"Si la Unión va a maximizar el impacto de la sociedad de la información como motor principal del crecimiento, la productividad y el empleo, debemos crear el clima apropiado para realizar nuevas inversiones", señaló Erkki Liikanen, Comisario Europeo para la Empresa y la Sociedad de la Información.

El comunicado subraya cuatro áreas principales donde se requieren acciones políticas para mejorar el uso eficaz de las TIC y eliminar las barreras que frenan las nuevas inversiones. Estas prioridades serán las siguientes: afrontar los retos normativos que sigan pendientes, ampliar la cobertura de la banda ancha en las zonas más desfavorecidas, fomentar la demanda de banda ancha e introducir las comunicaciones móviles de tercera generación.

La prioridad legislativa de la Comisión es el nuevo marco regulador de las comunicaciones electrónicas. La transposición tardía o incorrecta del marco directivo en algunos países comunitarios está frenando la competencia y creando cierta incertidumbre. Además, las autoridades reguladoras nacionales deben aplicar las nuevas normas de manera coherente.

Respecto a la cobertura del acceso a Internet por banda ancha en Europa, el comunicado destaca el aumento del número de ese tipo de conexiones, que en 12 meses se ha duplicado (hasta octubre de 2003) alcanzando la cifra de 20 millones. Sin embargo, advierte de que existen algunas zonas en la Unión Europea que corren el riesgo de sitúarse en "la delgada línea de la sociedad de la información" porque no existe suficiente demanda para justificar la expansión de la banda ancha.

La Comisión exige que los Estados Miembros que aún no han puesto en marcha una estrategia nacional para desarrollar la banda ancha lo hagan sin más demora, y establece la posibilidad de que "la financiación comunitaria juegue un papel importante conjuntamente con la acción, a escala local, regional o nacional", para facilitar la expansión de la banda ancha a las zonas más desfavorecidas.

Garantizar la expansión del acceso a Internet por banda ancha constituye solo la mitad del reto. El comunicado de prensa destaca que a pesar de que la mayoría de los hogares en la Unión Europea tienen acceso a una conexión de alta velocidad, solo algunos deciden utilizarlo. La experiencia ha demostrado la importancia de la competencia basada en una conexión eficaz a la hora de bajar los precios y promover servicios en línea innovadores, dice la Comisión, y los Estados Miembros pueden estimular más la demanda ofreciendo en la red más servicios estatales, como la educación o la salud.

El último de los objetivos identificado es garantizar la introducción con éxito de las comunicaciones móviles de tercera generación (3G). La Comisión reconoce que, como los principales desafíos para lograr esta meta abarcan muchas y diferentes áreas, establecerá el enfoque a seguir en un próximo comunicado. También se compromete a trabajar con las partes interesadas para identificar las prioridades estratégicas de la investigación, y reunirlas en los Programas Marco sobre investigación de la Unión Europea para resolver problemas como el de la interoperabilidad.

El Comisario Liikanen concluía el comunicado diciendo que "el marco regulador y las Tecnologías están ahí, pero para explotar todas las posibilidades que ofrecen lo que hace falta ahora es un claro y renovado compromiso político al más alto nivel para hacer que Europa sea una realidad".

Fuente: Cordis -Comisión Europea.

Ruta

Recogemos y compartimos con terceros datos mediante cookies propias y de terceros para personalización de anuncios y análisis de tráfico. Si continúa navegando, es porque que acepta nuestra Política de Cookies